Medicina tradicional mexicana


Con la creación de esta sección, siento que me he metido en un mundo de conocimiento antiquísimo e inmenso, pero estoy seguro que parte de nuestra herencia cultural se da a través de los llamados “remedios de la abuela”, mismos que conforman un universo de usos y costumbres que se están perdiendo.

Los también llamados “remedios caseros” llevan consigo (en su mayoría) un conocimiento intangible que proviene desde épocas prehispánicas y que en muchos casos, y a falta de centros de salud, constituyen el único medio de curación para muchas comunidades indígenas y rurales.

No busco generar controversia sobre la pertinencia de estos usos y costumbres pues no estoy capacitado para ello, pero si me parece importante el registro de estas técnicas y el rescate de ellas como parte de nuestras tradiciones, de las cuáles he sido y sigo siendo parte pues he comprobado su efectividad para la curación de algunas enfermedades.

Comenzaré con una introducción en 2 partes para poco a poco ir tocando los “males” más comunes y tradicionales, pues esto, que se planeó como un solo artículo, ha desembocado en una gran cantidad de información que poco a poco iré publicando.

.

Medicina tradicional mexicana.

.

“La gente no es tonta ni ignorante, si este tipo de rituales y terapias ancestrales no funcionaran, seguramente desaparecerían. Pero cuando la población los usa durante siglos, los va incorporando en su cultura y los transmite de generación a generación”

Dr. Roberto Campos-Navarro, Coordinador de investigación del Departamento de Historia y Filosofía de la Medicina de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM).

.

La Organización Mundial de la Salud define la medicina tradicional como la suma total de conocimientos, habilidades y prácticas basados en teorías, creencias y experiencias oriundos de las diferentes culturas, sean o no explicables, y usados en el mantenimiento de la salud, así como en la prevención, diagnosis o atamiento de las enfermedades físicas o mentales. Se le conoce también como medicina alternativa o medicina complementaria.

Todos los pueblos del mundo han usado remedios tradicionales para atender sus problemas de salud y una gran mayoría, desarrollados y en desarrollo, siguen haciendo uso de ellas actualmente, constituyendo también un componente esencial del patrimonio tangible e intangible de las culturas del mundo, un acervo de información, recursos y prácticas para el desarrollo y el bienestar, y un factor de identidad de numerosos pueblos del planeta.

Asociada fuertemente a las plantas medicinales –su recurso más abundante, accesible y conocido-, la medicina tradicional es mucho más que botánica medicinal pues ha cambiando en el curso de los siglos o se ha visto influida por usos y costumbres.

La Medicina Tradicional Mexicana es un conjunto de recursos terapéuticos alternativos y ahora científicamente comprobados, cuyo origen es mucho anterior a la conquista y que se siguen usando hasta la fecha por la mayoría de los mexicanos (para un tercio de ellos es su principal cura). Esta medicina es practicada tanto en la esfera familiar como por curanderos profesionales en sus respectivas comunidades, en el campo como en las ciudades.

.


.

Estos recursos terapéuticos incluyen principalmente:

La Herbolaria, con plantas nativas de México principalmente, a las cuales se agregaron ya plantas medicinales del resto del mundo. Las plantas se pueden usar a través de tés (infusiones o cocciones), gárgaras, en aceites, ungüentos, alcoholaturas, tinturas, cataplasmas, fomentos, baños de hierbas, baños de asiento, temazcal, etc.

– Acciones mecánicas o mixtas para la Cerrada de Cadera, Caída de mollera, Empacho, Espanto o Susto, Pérdida del alma, Mal de ojo, Tronada de Anginas, las Manteadas, etc.

Las Limpias, para curar susto, espanto, vergüenza, mal de ojo, daños o simplemente para mejorar el flujo de la energía en el cuerpo y/o del espacio físico donde se vive y trabaja.

Las Ventosas, para aliviar muy rápido dolores musculares profundos, crónicos, contracturas en la espalda, ciáticas, etc.

El Temazcal, el baño de vapor ceremonial y tradicional con plantas medicinales.

El Tlactoli (que se refiere en náhuatl a la terapia de la palabra), que propone curar con la palabra y con el saber escuchar, para identificar y concientizar (por tanto modificar) los patrones de conducta y de pensamiento que están enfermando y afectando al paciente. Según la tradición mexicana son las contradicciones entre el mundo tal como lo percibimos y como lo concebimos que nos enferma, por eso se propone curar desde la “cosmovisión personal de cada quien”.

Entre otras técnicas propias a las diferentes comunidades de México.

.

La Universidad Nacional ha presentado la Biblioteca Digital de la Medicina Tradicional Mexicana, que se puede consultar en la siguiente dirección electrónica:

http://www.medicinatradicionalmexicana.unam.mx/


2 thoughts on “Medicina tradicional mexicana

  1. Pingback: Dulces tradicionales mexicanos « El blog de Raffles

  2. Pingback: El empacho « El blog de Raffles

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s